Renault se une junto a sus colaboradores para conmemorar el Día del Niño en la familia

En este momento estás viendo Renault se une junto a sus colaboradores para conmemorar el Día del Niño en la familia
Los niños de la familia Renault

En Ecuador, al igual que en otros países alrededor del mundo, el 1 de junio de cada año se conmemora el Día del Niño, con el fin de reforzar el compromiso de la sociedad, la familia y los estados para garantizar los derechos básicos de los niños y niñas.

Actualmente existe un cambio en las actividades diarias de padres e hijos, debido a la nueva normalidad a causa del Covid 19, lo cual ha cambiado la vida familiar; sin embargo, no todo ha sido malo ya que en varios hogares la educación, la atención, el tiempo y el estructurar nuevas rutinas ha sido prioridad para lograr el desarrollo pleno de los niños en su entorno.

Como resultado de esta nueva estructura de formación y de convivencia el vinculo familiar se ha fortalecido, e incluso ha permitido que los niños se interesen más en la vida laboral de sus padres y que tengan cierta curiosidad por conocer dónde trabajan y por entender qué es lo que hacen diariamente.

En este contexto varios colaboradores de la automotriz Renault coinciden con esta afirmación, dando a conocer a través del sentir de sus hijos cómo ellos se han integrado a la familia Renault y cómo durante este tiempo se han involucrado aún más con la marca. 

Dayka, Keiry y Amy, hijas de Danny Álvarez, Jefe Nacional de Servicio Renault, son quienes diariamente con mucha dulzura y entusiasmo están siempre pendientes de cómo le fue a su padre en el trabajo y de como él con sus conocimientos aporta a la automotriz. 

Aunque parezca que no entienden mucho del sector automotriz, se sorprenden de los datos que conocen de la marca. Renault ha estado en sus vidas desde siempre, nuestro primer auto fue un Renault Clio, que las llevó por medio país y lo recuerdan con cariño siempre, me llenan de orgullo cuando las escucho hablar de nuestra marca preferida y de los mejores modelos del mundo, claro, siempre Renault en sus argumentos.

Mi vida en el trabajo se mueve por ese increíble motor, el amor de ellas y mi compromiso por darles lo mejor. Renault es parte de nuestras vidas.

Mayté, hija de Alexandra Carrera, Gerente Comercial de Renault Guayaquil, quien desde sus 4 años ha disfrutado de los que es vivir en el mundo automotriz, compartiendo con su madre las experiencias de trabajar en esta industria, acompañándola en los Autoshows, eventos de la marca y durante las labores de fines de semana, siempre atenta a toda la dinámica comercial que funciona a su alrededor. 

Desde muy pequeña aprendió a reconocer “la marca de mamá” y así mismo, entre juegos a diferenciar los modelos de Renault convirtiéndose en una pequeña embajadora de marca, ya que siempre cuenta a sus amigos sobre la hermosa marca del rombo, en especial, porque su escuela queda junto al concesionario.

Sus modelos favoritos son el Captur y el Koleos, este último en especial por su amplitud y su sistema de sonido ya que es una niña que disfruta mucho de la música, canta y toca el piano; lo que le motiva a decir: “Ese es el Renault que me merezco mamá” 

Joaquín, hijo de Jael del Castillo, Jefe Nacional Administrativo de Automotores y Anexos S.A. quien a su corta edad conoce muy bien la marca Renault que está arraigada en cada uno de los que pertenecen a esta familia de rombo amarillo, conoce sus vehículos y siempre muy pendiente de los comerciales, muy orgulloso dice “mami son tus carros”.

Mi hijo es el motor que me impulsa día a día para ser mejor, cuando salgo en las mañanas de mi casa, me despide con un beso y un fuerte abrazo, diciéndome “mamita que te vaya muy bien en la oficina y no te olvides de usar la mascarilla”.

 Es increíble como son parte de nuestra vida laboral, por las noches llego y lo mas confortante es recibir un “que tal tu día mami”, es mi felicidad y mi vida. Siempre quiero ser el mejor ejemplo para que sea un buen ser humano y siempre haga lo que se proponga con pasión, así como lo hace Renault bajo su filosofía – Passion for life.

El amor, el tiempo, la enseñanza y la paciencia que cada colaborador brinda a sus hijos ha permitido que ahora ellos ya se sientan parte de la familia Renault, logrando que sus palabras, sus abrazos y sus ocurrencias diarias sean el motor que les permita continuar como el ejemplo más significativo de sus vidas.